Buscar este blog

sábado, 3 de marzo de 2007

VIDA Y COSTUMBRES (II)

COMO SABEIS, INTERCALABA ARTICULOS DE MI PUEBLO Y DE LA HISTORIA DE LOS CÁNTABROS... CREO QUE, PARA NO DESPISTAROS Y YA QUE QUEDA POCO DE LO QUE ESCRIBIMOS SOBRE MI PUEBLO, PUENTE VIESGO, OS LO PONGO SEGUIDO Y DESPUÉS SEGUIRÉ CON LOS CANTABROS. AUNQUE ESCRIBO EN MAYÚSCULAS NO ESTOY ENFADADO NI GRITANDO, ES PARA DIFERENCIAR DEL OTRO TEXTO.

(continuación...)

El “tío Tezanos” estaba como encargado en la mina de Galena.

Otra anécdota curiosa y que hemos oído referir muchas veces es la ocurrida con D. Manuel Revuelta:

Parece ser que este señor entendía bastante de perros, en una ocasión, venía a veranear una marquesa la cual traía un perrito que estaba “estragado” de tanto comer, vamos, que tenía mucho vicio.

Este D. Manuel le dijo que él se le curaba, pero que sus obligaciones le impedían bajar todos los días desde el monte al pueblo, pero si se le podía dejar él se lo traería en unos días totalmente curado.

Efectivamente, la marquesa le dejó el perrito, él le llevó a casa, el amarró y le tuvo varios días sin probar bocado. Cuando volvió con el perro al Hotel la marquesa se asustó de lo flaco que estaba el animalito, el la comentó:

-Ha estado malísimo, creí que no salía de esta, pero ya está curado, déle de comer, verá como ya come.

Y así fue, el perro comía ya de todo, por lo cual la marquesa le obsequió con una buena suma de dinero.

Algunos de los maleteros del Hotel fueron D. Jesús Mantecón y D. Javier, este natural de Ontaneda y que cuidaba a su vez la huerta del mismo.

Acompañando a una señora que venía en un tren de la noche la señora pisó en falso y él la dijo:

-Caballera, haga pie, caballera.

Parece ser que esta frase cayó muy bien por aquel entonces y cuando alguien daba un resbalón o pisaba en falso se la decían.

Había un vecino que tenía muy buenas maneras de torero, o al menos el estaba a menudo dando pases y haciendo filigranas, este era D. T Cantero “Canterito”. Tenía un amigo, D. Miguel López, el que al parecer era cojo y manco, poseía este señor un vehículo, Bipper, y anteriormente un Ford al cual había hecho las reformas pertinentes, lió de tal manera a “Canterito” que le convenció para ir a torear a Barreda, engalanó el coche y vestido de luces se dirigieron hacia la plaza. A los primeros pases le pegó la vaquilla un par de revolcones y desistió de su empeño viniéndose ambos para casa.

Para hacernos una idea de la armonía reinante entre los vecinos vamos a referir una anécdota sucedida poco antes de la instauración de la República. Había un vecino, D. Aurelio Mora, el cual era de ideas republicanas y tenía ilusión por ir a ver a Alcalá Zamora en ese acontecimiento peo no tenía dinero suficiente para el viaje. Enterados sus amigos y compañeros de partida de esta circunstancia, éstos, en su totalidad gente de derechas, hicieron una colecta y le pagaron el viaje.

Otro curioso personaje era D. Luís Sánchez el cual fue bañero durante mucho tiempo, este vecino tenia una cultura, según vecinos de aquel tiempo, bastante superior a la media general, adquirida por los libros, periódicos y revistas que leía y que le proporcionaba un amigo, camarero de barco, el Sr. Igareda. Cuentan que este señor era totalmente anticlerical y decía que la religión era “un cuento acabado”, basaba tal afirmación en que en los años 40 o 50 años que he estado de bañero los que con más fe han acudido a tomar los baños han sido los curas y los obispos, cuando si tan seguros estaban de Dios, estarían deseando morirse para reunirse con El”.

Cuando algún muchacho le preguntaba sobre el cielo, el le respondía:

- ¿El cielo?, ¡el cielo el de la boca, hijo mío.

Los botones de los hoteles, a media tarde, solían salir en busca de “poleos” con los cuales barrían las habitaciones, ya que al parecer el olor de esta planta ahuyentaba a los “bichitos”.

Se dice que la mayor afluencia de turismo era desde la Virgen del Carmen a la Virgen de Agosto.

Para hacernos una idea de la profusión de salmones en nuestro río Pas, tanto los obreros del ferrocarril como el personal de los hoteles, tenían una cláusula en sus contratos según la cual no deberían darles salmón más de una vez por semana.

4 comentarios:

||< Pequeche >|| dijo...

hola!!!
como estas tanto tiempo??
espero q todo bien, yo estoy un poco mejor pero triste a la vez porq me tengo q mudar de casa y no quiero porq aca donde vivo tengo todo, mis recuerdos, mi gente, mis amigos... pero bueno noi hay remedio y lo tenemos q hacer.
gracias por comentar en tu blog sobre mi y por tu preocupacion, valoro mucho tus palabras y tu dedicacion, sos como un padre q los errores me quito...
gracias por todo y nos mantenemos en contacto...
besotes...DESDE ARGENTINA-PEQUECHE

PALIta...una de cal, una de arena dijo...

UY!!!! TODO lo que me perdí...y yo, por ahí en la playa chapoteando.

Seguí tus lecciones sobre como barrenar las olas (un éxito total).

Ahora a ponerme al día!!!
Ya vi de pasadita ese detalle de la vivienda...

Besotes al maestro Xtco
de su alumna-admiradora...Pali

xtco dijo...

jajajajaja, no veas la alegria que me das... enseño a mucha gente a coger olas... pero por internet ERES LA PRIMERA QUE SIGUE MIS LECCIONES CON EXITO (creo= jejejeje)
bxcx
nos leemos

Helen-Tan sólo mírame... dijo...

Uy! D. Manuel Revuelta no sólo de vacas sabía, jeje, mientras no hordeñara un perro, todo está bien, je. Jaja bastante inteligente el señor, jeje. Disculpa es que conforme voy leyendo, no puedo evitar escribir algo. Cómo nacen las frases! je, oye que reclame derechos de autor, je. Todo como siempre, interesante, nunca he probado el salmón!!! Besitos xtco, cuidate mucho!!!